Wednesday, 31 December 2008 00:00

La gestión cultural y musical

Written by  Juan Carmona
Rate this item
(0 votes)
Palacio de Eisenstadt Palacio de Eisenstadt Douglas Sprott (Flickr) bajo CC

Lo primero que se puede uno preguntar en relación a la gestión cultural y musical es: ¿Qué es? y ¿Por qué existe?.Hace mucho tiempo existía en la música y en las artes la figura de “mecenas”: normalmente monarca o noble adinerado que disponía de su propia agrupación de músicos que él mismo financiaba para que compusieran o interpretaran música en sus eventos, fiestas en la corte etc.

Este sistema desde el punto de vista creativo no era del todo libre ya que los músicos en definitiva debían adaptarse a lo que su mecenas deseaba ya que era el que les contrataba. Por ejemplo el príncipe Esterhazy fue el mecenas que financió gran parte de las obras del compositor Franz Joseph Haydn hasta su jubilación...

Miklós Esterhazy

Miklós Esterhazy

En la actualidad las cosas han cambiado pero, como indica Arturo Navarro (Presidente de Ad Cultura en Chile), en países de regímenes totalitarios donde el Estado es el que financia y organiza todos los eventos culturales no se necesita el papel de gestor sino sólo de producción ya que la financiación está asegurada. Así pues, la gestión cultural y musical está inherentemente unida a la existencia de libertad de creación y diferentes formas de financiación de la actividad artística y cultural. La gestión cultural surge en el momento en que hay creaciones diferentes intentando que sean aceptadas y de gusto de una determinada audiencia (ver artículo completo).

En la actualidad desde casi cualquier licenciado universitario o de Enseñanzas Artísticas se puede especializar en la Gestión cultural y musical a través de cursos específicos que organizan universidades españolas. Por ejemplo este año la Universidad Complutense de Madrid es sus Cursos de Verano 2008 ha ofertado el curso “Empresa, Humanismo y Gestión Cultural” entre cuyos objetivos están: el papel de la cultura hoy en día y el porqué de su creciente demanda, la  empresa como agente activo del cambio social, razones y beneficios del encuentro entre el mundo cultural y el empresarial según la Economía del Arte y de la Dirección de Empresas, experiencias entre profesionales de la empresa y de la cultura en sus distintos ámbitos (artes plásticas, artes escénicas, patrimonio, industrias culturales etc.) y por último el papel que desempeñan los artistas en la sociedad.

También hay una gran oferta de Masters cuya especificidad se basa en el equilibrio que presentan las materias ofertadas aportando conocimientos teórico-prácticos básicos; asignaturas dirigidas a proporcionar técnicas y métodos de gestión de la cultura; itinerarios de gestión sectorial y desarrollo del espíritu emprendedor del alumnado: ejemplo 1 y ejemplo 2.

Llegado el momento en que el licenciado se ha especializado en el campo de la Gestión Cultural y Musical ¿dónde debe dirigirse?. Como es un campo muy ámplio en la actualidad existen multitud de empresas que se dedican a diferentes aspectos de éste ofreciendo a particulares, empresas e instituciones la organización de servicios relacionados con la música y la cultura (ejemplo). Otras se dedican a la creación de servicios pedagógicos destinados a la difusión del patrimonio artístico a través de iniciativas de formación para el acceso a todo tipo de público (ejemplo). Otras empresas de Gestión cultural y musical están especializadas en desde hacer llegar la música a un amplio espectro cultural hasta poner los medios necesarios para hacer llegar la música a celebraciones de diferente naturaleza como actos sociales, convenciones, eventos de otra clase etc. (ejemplo).

Metajam

Metajam

Por último cabe mencionar la aparición del “agente, gestor o promotor” virtual: las nuevas tecnologías han permitido que se desarrollen programas informáticos para la gestión de proyectos musicales que permiten entre otras cosas la creación de tu propia página web, la posibilidad de contactar con editores musicales de todo el mundo, publicar diferentes piezas musicales en la red para su promoción. Otra de las posibilidades que ofrecen estos programas es la inclusión de contactos en la industria  de la grabación musical y diferentes plantillas de tarjetas de presentación, dossier de prensa, pases para los back stage y otro tipo de recursos imaginables para la promoción gráfica de los productos musicales (para saber más pincha aquí).